Y llegaste…


Hay un espacio que se ha llenado de felicidad! Hay una casa con más luz, más alegría, más ilusión…una casa intentando ser un hogar, ser tu hogar…

Después de tanto tiempo esperándote, después de tanto…¡has llegado!

Debes estar cansadita porque el viaje ha sido largo, debes de estar espectante ante tu nueva familia, deseando dar lo mejor de ti… nosotros también estamos deseando ser tu lugar seguro, con mariposas en el estómago por estar a la altura de la circunstancias, a tu altura …

Tus abuelas (tendrías que ver las miradas de pasión) , tu abuelo (emocionado de verte y con ojillos vidriosos), tu tía, tu primito, que solo es un poco mayor que tú, están deseando formar parte de tu vida. Hay mucha familia que está celebrando tu llegada. Victoria está deseando  enseñarte muchas cosas (no veas como saltó de alegría al saber que llegabas). También una galaxia entera de amigos que han estado preparando tu aterrizaje…

Nos haces muy afortunados.

Y a ti, compañero y mitad de mi vida:…”en la galaxia que tú y yo inventamos, en esas noches de choques de estrellas, en nuestros cuerpos de amor planetario”…¡somos padres!

¡Bienvenida a casa, preciosa!

Anuncios
Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Hope

 

IMG_20170908_114011-01

Es difícil expresar con palabras como nos sentimos en estos momentos. Después de dos años casi y medio, de espera, de burocracia, de ilusión, de nervios, de incertidumbre en definitiva…parece ser que vamos a llegar a conocerte Estrellita Nacional!! Parece ser que falta poco para que nos encontremos…

Gracias, por haber sido fuerte, gracias por haberte mantenido en órbita, por no haber desistido, por no rendirte, por querer existir, …ahora nos tocará a nosotros intentar cuidarte, mimarte, darte seguridad, quererte, y devolverte (y no será ni una mínima parte) la ilusión y la esperanza que nos traes.

Te estamos esperando, ilusionados, con mariposas en el estómago, esperanzados.

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

​Una tarde de cine

A veces resulta curioso como la vida te regala casualidades. Y, el viernes pasado, después de una mañana de llamadas a la Comunidad de Madrid para ver  si nuestra Estrellita Nacional “venía de camino”, nos  topamos con una casualidad.

Sabemos que estás más cerquita, que vienes de camino, y que (de momento) podemos seguir esperando con esperanza, aunque con la ilusión contenida.

Así que, con una sonrisa en los labios, de esas que no quieren expresarse plenamente, intentamos disfrutar de una tarde cine, y vimos “Verano del 93”: que casualidad. Una película que cuenta la historia de un duelo infantil, visto desde el punto de vista de la niña protagonista. Un duelo que de una u otra forma vivirán nuestras Estrellas.

A veces una imagen vale más que mil palabras, y ayuda mil veces más a empatizar y calzarse los zapatos de una personita en construcción, que no encuentra su sitio, y que debe aprender a pedir ayuda, a entender  una nueva rutina, a sentir un lugar como seguro pese al golpe que le ha dado la vida, a confiar de nuevo en los adultos, a tener de nuevo ilusión por la vida…y hay imágenes en esta película que encogen el alma.

Aunque sin duda nos quedamos con la imagen final, con el corazón encogido, el nudo en la garganta y el triunfo de la posibilidad y la Esperanza.

La sensación al salir del cine fue la de un día intenso, resumido en: un pasito más, un día menos para encontrarnos,  y por supuesto, seguimos con fuerza esperando esperanzados.

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Luz

Se supone que no todas las familias tienen las mismas necesidades durante el tiempo de espera en un proceso de adopción, pero también suponemos que existen familias que como nosotros, en ocasiones, se sienten un poco desorientados y desatendidos en estos momentos de incertidumbre.

Sí, estamos acompañados y sentimos el cariño y el apoyo de los nuestros, y sí, es un proceso muy largo y podemos hacer muchísimas cosas para matar, aprovechar y pasar el tiempo de espera, pero se antoja un “acompañamiento informado” a través de todo un universo de emociones y estados de ánimos por los que se atraviesa en la espera.

Y, justo cuando este antojo se empezaba a convertir en necesidad, llegó a nuestras manos el libro “Ser madre, saberse madre, sentirse madre” de Pepa Horno.
Sólo podemos decir que es un texto que da luz, que ayuda a normalizar cómo puede sentirse una pareja, o una madre soltera (que no sola) en espera, y que está escrito con una transparencia emocional y una claridad pasmosa.

Estrellitas, os esperamos con esperanza y un poco más de luz.

IMG_20170718_200554

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Érase una vez…


Érase una vez, un matrimonio que se quería mucho, se llamaban Sr. Hope  y Sra. Hope y vivían en Hopilandia.

Estaban deseando tener un hijo, o una hija, y formar una familia,  pero la Sra. Hope no podía llevar a un bebé en su barriguita. Los dos se pusieron muy tristes, y lloraron mucho. Pero como se querían, el amor los fue curando de la tristeza.

Un día, pensaron que  si ellos no podían tener bebés en la barriguita de la Sra. Hope,  pero que  sí que podían aprender a cuidar de bebés…, entonces, ¡claro!  Podía suceder que existieran papás que si pudieran tenerlos en la barriguita, pero que luego, fuera de ella, no los pudieran cuidar.

¡¡¡Qué buena idea!!! Formarían una familia con un niño, o una niña, a quien sus papás no pudieran cuidar.

¡¡Cuanta felicidad al pensar que podían ser papás!!

Lo primero que hicieron fue decirles a las personas que juntaban papás sin bebés  y bebés sin papás, que ellos querían formar una familia.

Las  personas que se encargaban de eso, se llamaban Técnicos de Hopilandia, y les enviaron una carta al Sr. y la Sra. Hope  para conocerlos.

Los Técnicos hablaron mucho con el Sr. y la Sra. Hope, porque había que asegurarse que el niño o la niña que no pudiera estar con sus papás estuviera bien cuidado, alimentado,  calentito en invierno y fresquito en verano, aseadito…pero lo más importante de todo: los Técnicos  tenían que asegurarse de que el bebé sin papás fuese muy muy querido, que fuese lo más importante en sus vidas, que lo amaran con todas sus fuerzas…

Un día, después de mucho hablar,  los Técnicos decidieron  que el  Sr. y la Sra. Hope  estaban preparados para poder formar una familia. ¡¡¡El Sr. y la Sra. Hope,  con esta noticia se pusieron muy contentos!!! ¡¡Daban saltos de alegría y se lo contaron a mucha gente, y todos  se pusieron muy contentos también!!

Ahora debían esperar para ser los mejores papás para un bebé al que sus papás no podían cuidar.

La espera se está haciendo muy larga, pero en ningún momento perderemos las ganas y la ilusión. Tenemos la certeza que llegará el momento en el que formaremos una familia. Somos los Hope.

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Malabares

estrellitahope

Llevamos semana y media jugando al equilibrio (al físico y mental)…pero estamos felices.

A la vez que estamos muy pendientes de la llamada de la Comunidad de Madrid que nos diga cuál es realmente nuestra situación en cuanto al ofrecimiento y nos oriente acerca de cómo lleva su camino nuestra Estrellita Nacional (y si al final nos reuniremos con ella), nos toca renovar la idoneidad para que el expediente de adopción internacional no caduque, y acercarnos más a nuestra Estrellita Internacional.

¿Lo hacemos pausada y ordenadamente?…NO, perderíamos entonces la esencia de los “Hope”, ese ir y venir acelerado propio de una gymkana extrema, donde el premio es lo más, y hay que ganar como sea…

Por, no sabemos que motivos, la carta que la Comunidad de Madrid envía a las familias para “recordarles” que deben cursar la actualización de la idoneidad, no nos ha llegado…y, ¿cuando nos hemos enterado que teníamos un plazo de dos meses para organizar entrevistas con técnicos, recoger penales, hacer reconocimientos médicos..? ¿Cuando? ¡A falta de una semana para el cumplimiento de ese plazo!

¡¡La sensación es la de estar pendiente de un hijo, y el otro casi se te cae!! Ufff!!

Lo bueno de todo esto es que somos una familia de dos “muy organizadita” y acostumbrada al “último momento”…y en un día hemos adelantado casi lo que tardamos hace tres años un mes…

Estamos felices, y si alguien se pregunta por qué, tiene fácil respuesta…porque esto es “sentir que tienes una familia y luchar por ella”, y ahí reside nuestra esperanza.

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

“Menos mal…”


Despacito, así seguimos, despacito…muy despacito…
Este año, de momento, para la adopción en Bulgaria ha cambiado otro trámite: el Gobierno Búlgaro ha adelantado la renovación del ofrecimiento. Ya no tenemos que renovar justo al año, sino un mes antes…El año pasado nos tocaba en Semana Santa y ya contamos el periplo para llegar a tiempo (notarios y días de fiesta)…Este año “menos mal” que ya teníamos experiencia, Estrellita, y nada más recibir la llamada de la Ecai, tus papás se pusieron manos a la obra… Gran equipo!! Objetivo conseguido! Renovación “in extremis” firmada ante notario y enviada a Bulgaria.

Lo que nos queda ahora es volver a renovar el certificado de idoneidad. Y es que (aunque parezca mentira) ya han pasado tres años desde que enviamos toda la documentación a Bulgaria. Tres años desde que contamos con pelos y señales todo nuestro proceso hasta encontrarnos “esperándote”…Y no nos importó, nada, nos hizo bien…Afianzamos los deseos de que estés con nosotros, nos dimos cuenta de lo que habíamos logrado y de lo fuerte que éramos, y podíamos ser, para ti…Estrellita de Bulgaria, te seguimos esperando, esperanzados en tenerte a nuestro lado…

En adopción Nacional, Estrellita, seguimos esperando, y quién espera desespera…Y vivimos en un “menos mal” constante (cada cual y cada pareja tiene sus estrategias): menos mal que estamos bien, menos mal que nos queremos, menos mal que formamos un equipazo, menos mal que queremos formar una familia, menos mal que nos tenemos el uno al otro, menos mal que nuestra trabajadora social es muy maja, menos mal…Aunque ese “menos mal” no va a cambiar que el tiempo pase y no lleguemos a encontrarnos… AUNQUE, “menos mal que ocurren milagros”…La esperanza es lo último que esta familia de dos va a perder…

Vivimos en espera “con la esperanza” de un milagro; bueno, realmente de dos, uno en nuestro país y otro en un país extranjero… ¿Fortaleza​?, ¿Ilusiones?, ¿Espera?, ¿Nervios?, ¿Miedos?…Sí, pero “menos mal” que hay ESPERANZA.

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario